Compartimos las fotos del agosto del 1968

Historia

Compartimos las fotos del agosto del 1968

21. 08. 2018 15:53

La invasión de nuestro país por parte de cinco ejércitos de países integrantes del Pacto de Varsovia durante la madrugada del 20 al 21 de agosto del 1968 está considerada por varios historiadores como la operación armada más significativa ocurrida en Europa después de la Segunda Guerra Mundial. Fue un acto que causó la degradación moral, social, económica y cultural de muchos ciudadanos de la antigua Checoslovaquia. Este acontecimiento suscitó la emigración de más de 140 mil eslovacos.

Con ocasión de celebrarse el 50 aniversario de este histórico acontecimiento la Radio Nacional Eslovaca ha invitado a aquellos oyentes suyos que conservasen algún objeto, recuerdo o alguna foto al respecto, a que los compartiesen con los oyentes. Entre las personas que respondieron a la invitación encontramos los esposos Fedor y Milada Čiampor. Sus fotografías estarán expuestas en las salas de la Radio Nacional Eslovaca a partir del día 20 de agosto. Y ahora pasemos a sus recuerdos, vividos el 21 de agosto del 1968 en las calles de Bratislava.

Nos integramos en una de las numerosas manifestaciones que empezaron a organizarse en varios lugares de Bratislava. Nosotros elegimos una de las primeras que tuvo lugar delante de la sede del Comité Central del Partido Comunista de Eslovaquia, en la calle Hlboká. Todos los presentes gritaban, para que se hiciera presente el secretario del partido, Gustáv Husák. Y realmente apareció, diciéndonos de manera muy patética que no teníamos que preocuparnos, que estaría al lado de Dubček, y que si caía Dubček, caería con él. Posteriormente la manifestación continuó en forma de marcha hacia el casco histórico de la ciudad. Marchando notamos que por todos los lados ya había carteles con lemas y caricaturas que reflejaban la situación. Empezamos a sacar fotos con el objetivo de recoger documentación.

¿Vieron algún accidente, algún tiroteo o asesinato?

Cuando bajamos al centro de la ciudad los asesinatos ya habían sido cometidos. Nosotros, cuando llegamos, notamos solo reacciones de los estudiantes que hacían la guardia en diferentes lugares. La mayoría de la gente se concentró en la plaza SNP - la del Levantamiento Nacional Eslovaco - delante del palacio de Correos. Dimos un paseo por las calles del casco histórico donde la gente caminaba triste, asustada, enfadada. Por todos los lados había carteles con lemas, comentarios, dibujos, caricaturas… Hay que destacar que en ninguno de los carteles se podía leer vulgarismo alguno. Todo lo contrario. Tanto los textos como los dibujos eran acertados, dirigidos contra los soldados del ejército soviético y de los otros ejércitos. La pregunta que más se oía en aquellos momentos era: ¿Por qué? ¿Por qué ocurren estas cosas? Debo revelar que, personalmente, yo tenía miedo y temía también mientras mi esposo fotografiaba, ya que cuando los soldados veían a alguien con una máquina de fotos, se la quitaban.

¿Y Usted no tenía miedo, sacando fotos?

A mí me sorprendía sobre todo el ingenio de los textos. La gente, después de haber pasado 20 años sin poderse expresar libremente, paradójicamente continuaba acumulando en sí un ingenio divertido, chistoso y agudo. También las caricaturas que representaban a los políticos eran muy divertidas. Recuerdo una en la que estaba dibujado Leonid Ilich Brézhnev como si hubiera enloquecido. Nada pudo disuadirme de buscar, mirar y fotografiar aquellos comentarios y caricaturas. Era demasiado largo el período en el que los chistes los habíamos podido contar exclusivamente entre buenos amigos o personas muy conocidas. Gracias a esta atmosfera de resistencia mi entusiasmo era grandísimo.

Era una buena idea salir aquella mañana con la máquina de fotos lista para fotografiar…

En nuestra familia sacar fotos y luego revelarlas era una tradición. Por supuesto, estamos hablando de fotos en blanco y negro. El baño de casa nos servía de laboratorio de revelado o de cámara oscura, como se la llama. Allí, obviamente, revelamos también aquellas fotos del agosto de 1968. Luego las pusimos en un álbum que continuamos conservando hasta hoy en día. Escuchando la invitación de la Radio Nacional Eslovaca para compartir recuerdos del agosto de 1968 se me ocurrió la idea de ofrecer nuestro álbum para que lo pueda ver más gente.

En el marco de la invasión del Pacto de Varsovia a Checoslovaquia en agosto de 1968 vinieron también tropas del ejército soviético, una parte de las cuales permaneció en los cuarteles checos y eslovacos hasta el año 1991. Su estancia de 23 años causó múltiples daños medioambientales en territorio checoslovaco. Resultaron contaminados, sobre todo, lugares donde el ejército soviético almacenaba maquinaria, gasolina y otras substancias peligrosas. Hablamos, por ejemplo, de las áreas militares de las ciudades de Rimanská Sobota, Ivachnová, Nemšová, Sliač y de la base de entrenamiento especial de Lešť.

Fotos 1968
Stiahnuť audio súbor

Ladislava Hudzovičová Foto: TASR

Emisión en directo / Živé vysielanie
??:??