Prisión preventiva para activistas de Greenpeace por protestar en el terreno de la empresa minera en Nováky

Tema del día

Prisión preventiva para activistas de Greenpeace por protestar en el terreno de la empresa minera en Nováky

03. 12. 2018 14:06

El miércoles pasado, los órganos policiales eslovacos detuvieron a 12 activistas de la organización ecologista Greenpeace por entrar de manera ilegal y llevar a cabo una protesta en el terreno de la empresa minera de la localidad de Nováky. Los activistas de la organización Greenpeace interrumpieron la actividad de la empresa Hornonitrianske bane Prievidza para expresar su desacuerdo con la extracción de carbón en la región de Eslovaquia Central. El juzgado de la ciudad de Prievidza dictó ayer la llamada prisión preventiva para todos los detenidos. Tal y como dijo Roman Tarabus, portavoz del juzgado regional de Trenčín, el juez resaltó en su decisión que si los activistas son liberados e investigados en libertad, "existe el riesgo de que podrían volver a cometer actos delictivos". La filial eslovaca de la organización Greenpeace valora positivamente las últimas declaraciones del primer ministro eslovaco Peter Pellegrini, quien en una de sus cuentas en las redes sociales ha puesto en duda la prisión preventiva para los activistas. El Ministerio de Medio Ambiente y el órgano eslovaco de inspección medioambiental han constatado que el único objetivo de los activistas es proteger el medio ambiente. Pellegrini en su cuenta en las redes destacó que tiene otra opinión en cuanto a la extracción de carbón en la localidad de Nováky y tampoco está de acuerdo con las formas de protesta utilizadas por la organización Greenpeace. Al mismo tiempo, puso en duda la decisión del tribunal de investigar a los activistas detenidos en prisión preventiva. La directora de la filial eslovaca de la organización Greenpeace Ivana Kohutková ha destacado en un comunicado que, según las encuestas, la mayoría de nuestros ciudadanos quiere que se ponga fin a la extracción de carbón en nuestro país. Ella misma ha reconocido que entiende que no todo el mundo sabe identificarse con las formas de protesta empleadas por la organización Greenpeace. Por otro lado ha resaltado que la mayoría de los problemas de la región de Alta Nitra están relacionados con la industria minera y que estos no se están resolviendo. El Ministerio de Medio Ambiente y la Inspección Eslovaca de Medio Ambiente han dicho que no van a comentar las decisiones judiciales pero, al mismo tiempo, destacan que los activistas de Greenpeace nunca han sobrepasado los límites. Tanto el ministerio como el órgano de inspección medioambiental temen que la prisión preventiva para los ecologistas pueda dar una imagen de que no hay ninguna diferencia entre los criminales y los activistas, cuyo objetivo principal es exclusivamente la protección del medio ambiente.

Peter Sabaček Foto: TASR

Emisión en directo / Živé vysielanie
??:??