E.ON refuerza su posición en Eslovaquia

E.ON refuerza su posición en Eslovaquia

La compañía energética alemana E.ON refuerza su posición en el mercado eslovaco con la compra de parte de las acciones de la compañía energética Východoslovenská energetika Holding (VSEH).

Tal y como dijo ayer el ministro eslovaco de Economía Richard Sulík (SaS), la República Eslovaca, que ahora posee el 51% de las acciones en la compañía energética Východoslovenská energetika Holding (VSEH), ha renunciado a su derecho de precompra y, con esta decisión el Estado eslovaco recibirá de la compañía alemana E.ON más de 35 millones de euros. E.ON también posee el 49% de las acciones en la compañía Zápaslovenská energetika (ZSE). El ministro de Economía destaca que con esta operación el país ha tenido la oportunidad de comprar la central de ciclo combinado localizada en la población eslovaca de Malženice de la compañía Západoslovenská energetika. A decir de Sulík, la mencionada central de ciclo combinado representa una fuente estratégica para garantizar la estabilidad del suministro de energía eléctrica en el país. Según sus palabras, la compañía E.ON se ha comprometido a invertir en los próximos cinco años más de un mil millón de euros en el desarrollo energético de Eslovaquia y ayudar a que nuestro país logre antes del 2030 producir una quinta parte de la energía a partir de fuentes renovables.

A decir de Markus Kaune, director de la compañía E.ON Eslovaquia, esta operación forma parte de un proyecto internacional más grande, orientado principalmente a la producción y la distribución de la energía eléctrica.

El expremier eslovaco y líder del partido de oposición Smer-SD Robert Fico asevera que el Gobierno debería aprovechar su derecho de precompra y evitar así la concentración del control en un sector económico tan importante. A decir de Fico, la compañía energética alemana E.ON pagará a Eslovaquia más de 35 millones de euros para poder controlar dos tercios de la red de distribución de energía eléctrica de nuestro país.

Peter Sabaček Foto: TASR